El cortador de jamón, que no falte en tu boda

Hay detalles que tienen éxito siempre allá por donde pasen. Es el caso de los dulces y del jamón serrano. ¿Qué sería de nuestra amada gastronomía sin este valioso manjar? El jamón es un clásico en las mesas de los españoles y como clásico, un imprescindible en los aperitivos de las grandes celebraciones.

En Quinta Lacy os contamos a menudo la importancia de la creación de espacios personalizados y adaptados a ciertos productos a los que queráis darle protagonismo. Son detalles que aseguran el éxito de la velada y la conquista de los invitados.

La mejor forma de crearle un lugar a este producto único, es dotarlo de un experto en el corte y servicio del mismo. Contar con un cortador de jamón durante el cóctel es un acierto seguro. Así, la puesta en escena del profesional y una buena elección de la materia prima, serán a la vista de los invitados, sinónimo de prestigio y carácter.

Un jamón ibérico de bellota con el que sorprender a los paladares más exigentes, abrirá boca y calmará el hambre de los recién llegados al lugar. Y por qué no, podéis acompañarlo con panes artesanos, aceites de primera calidad, tomate rallado o una buena tabla de quesos.

Con esta idea, podéis hacer disfrutar a vuestros familiares y amigos de la gastronomía que mejor nos representa desde el minuto uno y ayudaréis a crear un entorno sabroso y divertido entre vuestros invitados con el que seguro no los dejáis indiferentes.

Cada detalle cuenta y añade un grano de arena más a la perfección de vuestra boda, ¿por qué no dejar que un buen jamón os represente en vuestro gran día? Contad con nosotros para cualquier aspecto y juntos moldearemos la fecha señalada. ¡Será perfecto!

 

imagen de F.J. Cano. Cortador de jamón

¿Has pensado en la opción de buffet para el menú de tu boda?

Uno de los aspectos que más preocupa a las parejas y que más relevancia tiene en la preparación de una boda, es el de la comida. No podemos cuestionar que dar de comer a los invitados se pone como número dos en la lista, después del propio enlace en sí, pues, al fin y al cabo, una celebración se enfoca, especialmente en una comida o una cena en común.

Más habitual en los convites, son los menús establecidos por los novios en los que se sirven unos aperitivos, unos entrantes, un principal a elegir entre carne o pescado y un postre ya sea preparado por el restaurante o por un catering. En Quinta Lacy, por ejemplo, siempre hemos contado con suculentos menús adaptados a todos los gustos y bolsillos, con opción a que sean customizados por nuestros novios si así lo quisieran. Para esta temporada, además, contamos con nuevos y renovados menús, que os animamos fuertemente a que no os perdáis.

Pero, por otra parte, sin embargo, existen otras opciones no menos interesantes para tener en cuenta en un día tan importante.

¿Por qué no plantear un buffet?

Resultan muy interesantes y divertidos, pues de esta forma, los invitados estarán entretenidos y activos buscando y preguntándose qué delicioso plato toca probar. Los buffets permiten también, innovar con la comida y los estilos culinarios. Por ejemplo, pueden organizarse ambientes diferenciados por culturas gastronómicas. Una zona dedicada a Japón con shushi, otra zona dedicada a España con distintos arroces, otra dedicada a México con nachos… O también dedicados a diferentes regiones de nuestro país, con una zona gallega, otra valenciana etc.

Una forma muy atractiva de innovar en nuevas ideas y con la que se pueden descubrir incluso, nuevos sabores y nuevos platos.
Además de que, bien hecho, es indudablemente  un recurso muy elegante a la par que divertido.

Aceite de oliva: el oro líquido de nuestra gastronomía

¿Qué sería de nuestra gastronomía sin el preciado aceite de oliva? El aceite de oliva es un elemento excelente en nuestra dieta por sus múltiples propiedades beneficiosas para el organismo y por todos esos maravillosos matices que aporta a nuestros platos. Un chorrito de aceite de oliva impregna las comidas de un aroma, brillo y sabor extraordinarios y además aporta grandes beneficios a nuestra salud. El aceite de oliva es uno de los pilares de la dieta mediterránea por el gran volumen que consumimos a lo largo del año, y hacemos bien, pues el consumo de grasas saludables es indispensable para nuestro cuerpo.

El aceite de oliva sirve de fuente de energía a nuestro metabolismo y además facilita el transporte y la absorción de vitaminas a nuestro organismo, también es rico en vitaminas A, D, E y K y polifenoles, un tipo de antioxidante natural en el aceite de oliva que previene enfermedades degenerativas y actúa contra el envejecimiento. El aceite de oliva es la mejor fuente de grasa que podemos emplear en la cocina, no solo por todas las buenas propiedades que mencionamos anteriormente, sino porque potencia los sabores de las comidas de forma natural. De hecho el aceite de oliva se ha convertido en todo un objeto de deseo de los gourmets, existen muchos tipos de aceite de oliva: Hojiblanca, Picual, Arbequina, Cornicabra… Cada uno de ellos combina mejor con unos alimentos u otros en función de su aroma y sabor.

El aceite de oliva es tan apreciado que incluso hoy en día existe la posibilidad de asistir a catas de aceite. Los mejores restaurantes prestan tanta atención a los aceites que emplean en la cocina como al resto de productos, en Quinta Lacy todo el aceite que se utiliza es aceite de oliva virgen extra, de máxima calidad, sin excluir frituras ni otros tipos de elaboración, porque un producto tan extraordinario como el aceite de oliva, es el único que cumple nuestros estándares de calidad.

¿Resopón en la fiesta de tu boda?, sí, pero con estilo

Muchas parejas se preguntan si es una buena idea ofrecer el famoso resopón en su boda. La respuesta es sí, tras horas de baile y copas los invitados necesitan reponer energías, y un resopón se puede hacer de forma muy elegante.

Hoy en día son muchas las opciones de resopón entre las que se puede elegir a la hora de ofrecer un tentempié a los invitados de tu boda. Para los novios más dulces triunfan los candy bars, barras de chuches, caramelos, pastelitos y todo tipo de dulces elaborados siguiendo un criterio estilístico concreto con el que se consigue un resultado realmente adorable. Si sois una pareja más salá, hay muchísimas opciones para vosotros, se llevan mucho los carritos de palomitas o perritos calientes, pero también existen opciones más sofisticadas y variadas, ya se empieza a ver en el panorama de las bodas lo del resopón de sushi, aunque quizás sea algo excesivo para servir de madrugada…

Todo depende de vuestros gustos y del estilo de la boda. En Quinta Lacy ofrecemos la opción de confeccionar un resopón dulce o salado para tu boda que se suele servir cerca de las 2 de la mañana. Te aseguramos que optar por el resopón es una buena idea, tras el bailoteo los invitados se lanzan a por algo de picar y seguro que te lo agradecerán.

Las tapas en el coóctel de tu boda, una tradición que se adapta a los tiempos

Si hay existe un ritual gastronómico genuino en España, ese es el irse de tapas. Las tapas forman parte de nuestra historia y es una costumbre que solo existe en España. Se especula, sobre el origen de las tapas, que se llaman así porque en algún momento de nuestra historia, las posadas y mesones servían los vasos de vino tapados con algo para comer, como una loncha de jamón, pues de este modo, se evitaba que el alcohol subiera demasiado al comensal y por otra parte, no entraba ningún insecto en la bebida.

El origen de las tapas es muy antiguo, Cervantes y Quevedo ya las mencionaban en sus escritos. Las tapas han ido evolucionando a lo largo de su historia, las hay más clásicas y más elaboradas y su composición depende mucho de la hora del día a la que se sirvan y la bebida a la que acompañen. El vermut del mediodía, por ejemplo, se toma con berberechos, pero si por la noche nos vamos de vinos, las tapas serán un poco más consistentes, por lo general consistirán en guisos o frituras. Las tapas también se han ido modernizando y se han introducido en espacios de alta gastronomía, que las preparan siguiendo las últimas técnicas y tendencias en cocina, muchos sitios incluso fusionan elementos de distintas culturas gastronómicas para la creación de tapas de autor que se salgan de las tradicionales patatas bravas, albóndigas o pincho de tortilla.

Una de las características diferenciadoras de Quinta Lacy es su apuesta gastronómica. Ofrecemos servicios de cóctel adaptados y ofreciendo una imagen sofisticada, pero empleando los productos y el buen hacer tradicionales en la cocina. En nuestros espacios de cóctel nosotros también ofrecemos tapas, pero siempre innovando y creando bocados tan complacientes en lo estético como en el paladar. Y es que las tapas ya no solo se comen en bares, sino que también tienen un hueco en las grandes celebraciones.

Pasión por el chocolate

En una buena celebración no puede faltar la buena comida y la copa de rigor. Una de las partes preferidas de los invitados durante una boda o cualquier otra celebración suele ser el postre, pues a nadie amarga un dulce. Hay veces que no sabemos por qué recetas optar a la hora de elegir el postre, si este es tu caso te recomendamos el chocolate, que es siempre una apuesta ganadora. El chocolate suele gustar a todo el mundo, porque como ya sabemos, su sabor es único y no hay nada que se le parezca.

Optar por postres que contengan chocolate siempre es una buena idea para conseguir que todo el mundo disfrute el postre y acabe la noche con el mejor sabor de boca. Además el chocolate es muy versátil a la hora de usarlo en diferentes postres, porque se trabaja muy bien de maneras muy diferentes y es un muy agradecido con las diferentes combinaciones de sabores, así que se puede adaptar a multitud de recetas. Nosotros somos muy fans de ofrecer postres con chocolate, porque además de estar delicioso es un producto que ofrece muchos beneficios a la salud, sobre todo si nos decantamos por el chocolate negro.

Ya sabes, si quieres meterte a tus invitados en el bolsillo, apuesta todo a un buen postre de chocolate.

Por cierto, ¿has probado nuestra copita de helado de café con chocolate caliente?

Porque queremos que pases un momento especial, cuidamos de ti, Si eres celíaco, no hay problema.

Una boda, o cualquier fiesta es un momento de celebración, de alegría, de pasarlo bien sin tener que preocuparse de nada más que de pasar un rato agradable. En toda buena fiesta, se disfruta de copiosas comidas y de unas cuantas copas, que una vez al año… Sin embargo hay gente que no puede disfrutar con la misma tranquilidad de otra, porque sufre alguna intolerancia. Para una persona intolerante asistir a una fiesta puede ser un verdadero dolor de cabeza, pues no saben si podrán disfrutar de todos los platos como los demás invitados. En el caso de los celíacos es especialmente difícil comer en una fiesta, porque al no poder consumir gluten, hay muchísimos ingredientes, muy utilizados para recetas festivas que no pueden comer. Un celíaco no puede consumir nada que tenga gluten de trigo, cebada, centeno o avena, así que, en consecuencia, tampoco podrá disfrutar de ninguna receta que contenga un porcentaje de estos componentes.

En Quinta Lacy no queremos que te pierdas ni una sola experiencia de la fiesta, por eso elaboramos menús especiales para celíacos y para otros tipos de intolerancias, adaptando las recetas y los ingredientes a las necesidades de la persona para que reciba un cuidado especial y no tenga que preocuparse por nada más que por pasar un buen rato en la mejor compañía. Sea cual sea tu intolerancia, tu disfrute es nuestra prioridad.

¿Fiesta al aire libre? Opta por el buffet

¿Sabías que el buffet nació en la Francia del siglo XVII? La comida presentada de este modo adopta el nombre de buffet, porque así era como se llamaba el mueble sobre el que se servía. Pude parecer que asociamos el buffet a los hoteles, pero este modo de presentar la comida se está popularizando en las celebraciones, pues son una forma original y elegante de presentar los distintos platos del menú y también ayudan a crear un ambiente distendido y más informal en las fiestas, ya que los invitados pueden acercarse a elegir lo que más les gusta en el momento que les apetece.

También permiten que los asistentes a la fiesta tengan más libertad para elegir lo que quieren comer. Los buffet son especialmente agradables en primavera y en verano porque permiten celebrar el evento al aire libre, disfrutar del sol y de los espacios abiertos; las mesas se decoran con diferentes motivos dependiendo del tipo de celebración y quedan muy vistosas, con centros de flores, manteles elegantes y la vajilla adecuada. Además, la opción del bufet es una excusa para que los invitados entablen conversación, ya que las mesas con los platos bien dispuestos y a la vista animan a la reunión de la gente a su alrededor, comentando el aspecto de los platos y decidiendo por cuál se van a decantar. En la foto exponemos un ejemplo de nuestros buffets, aquí con sopas frías y ensaladas.

Si estas pensando de casarte en verano, ten en cuenta esta opción, seguro que tus invitados disfrutarán mucho con esta forma de banquete.